lunes, 8 de diciembre de 2014

Galería Güemes, el único mirador 360° de la Ciudad de Buenos Aires


El Mirador es una estructura metálica a 87 metros de altura ubicada sobre la terraza del piso 14º de la Galería Güemes. Se organizan visitas guiadas.

En 2013 reabrió el único mirador de Buenos Aires con vistas a los cuatro puntos cardinales. Al mirador se accede desde el piso 14º de la Galería Güemes ubicada en Florida 165 y San Martín 170 de la ciudad de Buenos Aires.

En sus primeros años de vida, allá en 1915, el faro encendido en su cúpula servía de referencia a las embarcaciones del Río de la Plata y durante muchos años fue la construcción más alta del país. Los curiosos esperaban su turno y pagaban veinte centavos para subir hasta el mirador con telescopio y contemplar desde allí el crecimiento de la capital.

En la actualidad se puede visitar de 9 a 12hs y de 15 a 18hs con un coste de 20 euros.




Los subsuelos de la Galería Güemes

En el subsuelo de la galería se respira historia. Inaugurado a finales de 1915, los tres mil metros cuadrados han esperado casi noventa años para vencer al olvido y tras albergar un cine porno en la década de los 70, encontraron su destino como  Piazzolla Tango, Centro de Arte y Espectáculos.

El teatro, en la actualidad Piazzola Tango, funcionó como “Burlesque” en el que llegó a actuar Carlos Gardel. El Zorzal Criollo se presentó la noche del 27 de febrero de 1917. También Pepe Biondi, en sus comienzos, actuó como payaso en el escenario del teatro. Hacía malabares y actuaba en dúo.  Fue utilizado para la filmación de películas, como: Evita, Gatica, entre otras
Cortazar le escribió un cuento a la Galería Güemes y a su Subsuelo. “El Otro Cielo” que forma parte del libro “Todos los Fuegos, El Fuego”.

Aquí, por ejemplo, el Pasaje Güemes, territorio ambiguo donde ya hace tanto tiempo fui a quitarme la infancia como un traje usado. Hacia el año veintiocho, el Pasaje Güemes era la caverna del tesoro en que deliciosamente se mezclaban la entrevisión del pecado y las pastillas de menta, donde se voceaban las ediciones vespertinas con crímenes a toda página y ardían las luces de la sala del subsuelo donde pasaban inalcanzables películas realistas. 


Informes e inscripción en las visitas guiadas: (00 54 11) 4339-1900, de lunes a viernes a partir de las 12 horas. La actividad es gratuita con cupos limitados. Correo electrónico: info@patrimonioehistoria.com.ar


martes, 11 de marzo de 2014

Buenos Aires desde las alturas

Desde el spa del Hotel Panamericano podemos observar Buenos Aires a vista de pájaro. 


Una de las pocas oportunidades que tienen los turistas de contemplar vistas panorámicas de la ciudad de Buenos Aires es sumarse a las visitas guiadas al piso 23 del Hotel Panamericano ubicado en Carlos Pellegrini 551. Las visitas al mirador del hotel están enmarcadas en el programa “Miradores de Buenos Aires”, organizado por la  Dirección General de Patrimonio e Instituto Histórico de la ciudad.

Desde el piso 23 del hotel, dentro del húmedo y cálido espacio y rodeados por la piscina y las tumbonas, se pueden observar algunos de los edificios más emblemáticos de la ciudad: El Palacio Barolo, el Edificio Alas, las torres de Catalinas. La panorámica de la Avenida 9 de julio con el obelisco y la mega imagen de Evita al fondo, las torres y cúpulas del Congreso de la Nación y de la Legislatura porteña (el Concejo deliberante), serán las imágenes que se mantendrán en la memoria para el no sea un entendido en arquitectura.

Es una pena que los ventanales den la espalda a la zona más cercana del río, por lo que el visitante se pierde de disfrutar las vistas de la costanera, Puerto Madero y una parte importante del espectáculo.
Durante la visita no se sale al exterior. Se realizan detrás de los ventanales, para evitar suicidios según comentó el guía.


El edificio

Compuesto por dos edificios, "Torre Sur" y "Torre Norte" (la más reciente, terminada recién en 1999 por el estudio Sánchez Elía SEPRA Arquitectos1), el Hotel Panamericano es un complejo de estilo postmoderno cuyos interiores están decorados en estilo academicista, recordando la arquiectura clásica de influencia francesa que distingue a Buenos Aires.El Panamericano Buenos Aires posee un spa en el piso 23 de la Torre Norte, restaurante propio y salones para convenciones con capacidad para 2.500 personas.

En 1983, se transformó en el cuartel de la campaña presidencial del candidato radical Raúl Alfonsín, quien se transformaría en el primer presidente del período democrático posterior a la dictadura que gobernó entre 1976 y 1983.


Informes e inscripción en las visitas guiadas: (00 54 11) 4339-1900, de lunes a viernes a partir de las 12 horas. La actividad es gratuita con cupos limitados. Correo electrónico: info@patrimonioehistoria.com.ar